Miradas

Entre palabras, silencios y miradas

Ella está callada y mira…
Cuando piensa parece sujetárseme. Sé lo que piensa, porque lo he visto en su rostro… Sé que pronto habrá de hablar.
Yo mientras, disfruto ese silencio, por eso mismo me hablará. ¿Qué dirá?
El silencio me pertenece, yo soy el dueño, ella no y a eso le teme. Igualmente ella es la dueña de las palabras y las sabe manejar. Una vez que las tome yo no podré seguir callado; ahora el silencio me juega una mala pasada y tendré que hablar. Tendré que saltar a su terreno. Ahí se logrará lo que ella quería…

Logo LP